A tu lado por siempre




CAP.3: Primera noche.

Mi angel seguia durmiendo. Yo seguia observandola, de pie en frente del sofa en el que Bella descansaba. Era sorprendente como una pequeña de unos 9 meses me habia afectado de esta manera, como habia conseguido que me atara a ella. Esos ojos chocolates me decian que tenia que quererla, su fragil cuerpo rogaba por mi proteccion y cuidado. Esta personita dependia de mi, y de mi familia. Y yo estaria dispuesto a dar mi vida a cambio de la suya.

Eran las cuatro de la mañana cuando de repente se desperto llorando muy fuerte. Me estaba asustando, que le pasaba? Yo no habia hecho ruido para despertarla, tenia que ser otra cosa. Su llanto se escuchaba en toda la casa, suerte que ninguno de mi familia durmiera. A los pocos segundos tocaron en la puerte, era Rose. Solo llevaba un bata, preferia no pensar en lo que se les habia interrumpido. Estaba preocupada. No hacia falta leerle la mente para saberlo, su cara lo demostraba.

-Que le ha pasado? - se acerco a la niña y le sonrio, pero esta no dejaba de llorar - No le has hecho nada no?

- No! Claro que no Rose, de repente se ha despertado. Su mente no esta clara, no puedo distinguir bien - me acerque mas al sofa, donde estaba la niña - Creo que tiene hambre.

-Pues claro que tiene hambre hijo, es humana - Esme acababa de entrar, seguido de Alice.

-Bueno, y que le vamos a dar? Porque no creo que quiera un ciervo ni un alce - Emmet acababa de entrar. Cogi la almohada y se la estampe en la cara. A Bella le hizo gracia eso ya que se empezo a reir - Era broma. Mira! El tio Em ya le ha sacado una sonrisa - dijo con sufieciencia.

Todos rodamos los ojos menos Rose, que le sonreia. Mi niña reia, pero no duro mucho. A los varios segundos empezo de nuevo a llorar. Sin pensarlo dos veces la cogi en brazos. Era increible sentir su calor a mi lado, oir su pequeño corazoncito latir, su respiracion entrecortada por el llanto... Me habia fascinado con esta niña, mi pequeña.

-Oh, mira que tierno. El papa Eddie - Emmet hacia morritos, iba a coger un cojin para lanzarselo pero Alice me gano y le estampo uno en la cara - Eh! Dos contra mi no valen! Eso es trampa - se cruzo de brazos, fingiendo enojo.

-Osito, yo estoy contigo tonto - Rose le dio un beso en la mejilla y enseguida Em tenia una sonrisa de tonto en el rostro. Yo me heche a reir, eran dos tortolos.

-Bueno chicos - intervino Esme - Deberiamos darle leche, no tenemos otra cosa que darle. Pronto iremos de compras.

-Sii! - Alice ya estaba entusiasmada, pensando en todos los conjuntos que le compraria a Bella - Bueno Ed, vamos a por leche.

Con mucho cuidado deposite a Bella en los brazos de Rose quien la recibio gustosa. Ella adoraba a Bella, y quien no lo haria?

- Chicos, cuiden a la pequeña. Carlisle y yo arreglaremos la cocina. Tambien leeremos como se enciende el fuego para calentar la leche, que emocion, estraneremos la cocina! - Esme salio con una gran sonrisa y llamo a Carlisle. Juntos fueron hasta la cocina.

-Tranquilo hermanito, cuidaremos de la niña -Rose me sonrio.

-Lo se Rose, de ti no dudo. Pero Emmet... espero que no invente una locura.

Emmet fingio enojo. Pero yo lo decia en serio, él era peor que los niños chicos con sus ocurrencias. Alice me jaló y salimos de la casa. Cuando estuvimos fuera empezamos a olisquear el aire. Yo no sabia muy bien que era lo que buscabamos.

-Edward, cerca de aqui hay un grupo de ciervos, vayamos y reunamos leche -dijo y empezo a correr.

-Tu ve, yo voy a coger una botella o algo.

Entre a la casa, hacia la cocina. Necesitabamos un recipiente. En la cocina se encontraban Esme y Carlisle leyendo un manual de instrucciones, aunque parecia que solo veian los dibujos, ya que los vampiros leen muy rapido. Cogi un recipiente que encontre en un mueble y le limpie el polvo ya que era la primera vez que iba a ser usado.

Sali de la casa y segui el rastro de Alice, dirigido al norte y al oeste. Cuando llegue estaba arrodillada al lado de una hembra, asi que le pase la botella y la lleno. Cuando se levanto venia contenta porque habia sido capaz de llenarla entera. Nos pusimos rumbo a casa, queria darle ya la comida a Bella. Era un bebe, necesitaba alimento.

-Alice, te importa que sea mañana cuando fueramos de compras? - sabia que ella vendria, le encantaba eso de comprar y comprar y comprar - Esque Bella necesita muchas cosas.

-Claro que si Ed, a que hora?

-Pues supongo que por la mañana, despues de que se despierte Bella. Hay mucho que comprar y ella vendra conmigo - dije seguro, no me despegaria de ella ni un segundo.

-Bien, asi le podre probar vestidos y cositas - dijo dando saltitos al tiempo que llegabamos al rio y saltabamos.

Desde alli se escuchaban unos gritos, de horror deberia decir. Era la voz de Emmet, que pasaba? No podian haber atacado alguien de nuestra especie, Alice lo habria visto. Mire Alice y ella me miraba confusa, tampoco sabia nada de lo que estaba pasando. Nos dimos prisa y en tres segundo estabamos ya en la casa.

-Ahhh! Quita eso de mi vista! Que peste, Rose por favor! Eso es toxico seguro! Lo han hecho contra vampiros, quieren matarnos, socorro! - Emmet estaba en las escaleras chillando como loco.

-Emmet, ven aqui ahora mismo, es solo popo - dijo Esme.

Yo empece a reir como loco, al igual que Alice. Emmet estaba aturdido y se veia atormentado, era imposible que se hubiera puesto asi por una cosa como esa. Bella estaba en la mesa tumbada mientras Esme le liaba un trapo. Lo reconoci por una de mis camisas, de Adolfo Dominguez.

-Tranquilo hermanito, ya no te la ibas a poner mas - me tranquilizo Alice. Pero lo cierto era que no estaba molesto.

-Edward, dame la leche. Empezare a calentarla con Carlisle - di la leche a Rose - Y tu Emmet ya hablaremos, ese no es el hombre duro y fuerte que creia conocer - tuve que taparme la boca para no reir.

Emmet acompaño a Rose a la cocina con Carlisle. Alice se fue arriba a cambiarse de ropa, ya que no podia estar mas de seis horas con lo mismo puesto. Me acerque a la niña, quien estaba en el sofa mirando la tele. No sabia porque estaba encendida, ya que ella no entendia nada. Se veia tan fragil y tan tierna. Me sente en el sofa y la cogi. La puse en mi regazo, acunandola. Intentaba darle a entender que siempre estaria ahi para cuidarla, protegerla y quererla.

Ella me sonreia, sus ojitos tenian un brillo especial. Se aferron al cuello de mi camisa y se quedo dormida. Yo simplemente estaba maravillado acunandola. No me di cuenta hasta que Rose vino con un biberon que habian calentado la leche. No queria despertarla, estaba dormida.

-Edward, si no la despiertas y come, despues sera peor- informo Alice.

-Esta bien. Toma a Bella, yo no se darle eso - le pase a Rose Bella, quien con un beso la desperto y sonrio. Le acerco el biberon y empezo a tomar.

Se tomo todo el biberon y le sonrio a Rose mientras le cogia un mechon rubio y jugaba con el en sus pequeñas manitas. Rose estaba muy feliz, sabia que la niña le habia aceptado, al igual que a toda la familia.

Sentia la necesidad de coger otra vez a mi pequeña, sentirla segura entre mis brazos asi que le dije a Rose que me la pasara. En seguida nos sentamos en el sofa, toda la familia. Mirabamos a Bella, quien jugaba con un llavero que le habia dado Emmet. Reiamos cuando se le caia y lloraba, nos fascinabamos cuando sonreia y siempre la mirabamos con amor. Estuvimos toda la tarde viendola jugar con eso, hasta que una especia de gruñido sono en la sala. Provenia de la barriga de Bella. Eso significaba que tenia hambre, asi que le preparamos otro biberon porque habia sobrado leche, aunque ya se habia acabado.

Esta vez fui yo quien le di de comer, me habia quedado mirando y memorizando todo lo que hacia Rose y me fue muy bien. Subi a mi habitacion cuando vi que anochecia, esta vez acomode a Bella en mis brazos y se quedo profundamente dormida, con una sonrisa angelical en su pequeño y delicado rostro. Esta noche la tendria siempre en brazos, ya que no suponia nada de peso para mi y tampoco me cansaba de estar siempre en la misma postura. Acerque mi cabeza a su rostro, donde se concentraba mas su apetitoso efluvio y bese su cabecita, preparado para velar sus sueños toda la noche...

*************************************************************

CHICAS AQUI CAPI, COMO LES PROMETI. LO SIENTO POR TARDAR TANTO, PERO ESQUE ULTIMAMENTE NO TENGO MUCHO TIEMPO PARA ESCRIBIR.
DEJENME SUS COMENTARIOS, OS LO AGRADECERE! BESITOS MIS CHIC@S!^^

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Me ha gustado el toque de humor de Em, tambien todos lo toques insignificantes que habiamos pasado por alto. Te felicito porque has echo un gran trabajo, la espera ha servido la pena. Tengo unas ganas de leer el proximo capitulo, sigue asi.

Ana Cullen dijo...

Muchisimas gracias, intento que se entienda todo lo que escribo,(: espero tener el proximo capi ya mismo listo, gracias de verdad. Besitos

irene dijo...

OOOhhhh!!!! Dios, ha sido sencillamente percioso, y es que Edward es tan perfecto, como la coge, y la mima, como la mira, es alucinante, siento no haber comentado antes, es que no vi el capi.

Cariño, me ha encantado, te mando un beso de agradecimientopor tus escritos, son fabulosos, y creo que llevar tantos a un tiempo es agotador, a mi me pasa lo mismo con los mios, ajajajaja

Pero ya sabes que siempre apoyandote, lo que necesites aqui estoy.

Nos vemos prontito guapa

Irene/esperado anochecer

Laura Frías dijo...

ohhh.....
acabo de encontrar tu blog y está genial.....
me encantan TODAS las historias!!!!
jajajaja
sigue así y espero tener tiempo para poder seguirte todas las semanas....
un beso!!!!

FIRMAS!

Firmemos todos para que S.M. escriba Sol de Medianoche:D
Pincha AQUÍ para firmar.